Los presentadores y oradores para eventos remotos son muy demandados de cara a eventos de Navidad en las empresas y es importante poder orientarlos y brindarles las herramientas necesarias para que su desempeño sea exitoso.

Hace un tiempo venimos hablando de cómo llevar los eventos al digital. Y no solo los organizadores, office managers y event managers han tenido una curva de aprendizaje pronunciada en este sentido.

El boom de los eventos virtuales ha empujado también a presentadores al ámbito digital, por lo que compartimos desde Catevering algunos tips para obtener resultados óptimos para ambas partes de la organización.

Cómo elegir oradores para eventos remotos

Los eventos online ya han colmado la paciencia de muchos. Por eso es importante que en caso de eventos de Navidad o cierre de año, el nivel de producción sea mayor para sorprender y brindar calidad.

En talleres, formaciones o en el día a día los ponentes pueden no tener las mejores habilidades de oratoria online (¡aunque a esta altura, deberían!). Pero en un evento que busque entretener y homenajear, es fundamental que la persona domine la situación.

Office managers, organizadores de eventos o encargados de RRHH deben buscar a una persona que atraviese la pantalla al contratar un orador o encontrar a quien guíe el evento.

Hay que constatar que el candidato es capaz de generar un ida y vuelta virtual y darle un hilo conductor al evento tanto a nivel de tiempos y organización de materiales, como de storytelling en cuanto al objetivo del encuentro.

Anécdotas, frases, intercambios inspiradores, llamadas a la interacción. Estos aspectos deben estar presentes en cada bloque de contenido y en la oratoria del presentador.

Kit técnico de transmisión en vivo

Al organizar un evento con un presentador u orador en remoto es importante que cuente con auriculares inalámbricos y un micrófono unidireccional de calidad.

Asimismo, contar con la iluminación necesaria, una buena calidad de internet por cable y una cámara web de alta resolución.

Como organizador es importante tener en cuenta estos aspectos y ofrecer un kit de transmisión en vivo al orador.

Dejamos aquí algunos artículos de referencia que pueden servir de orientación:

Preparación de oradores

Sea cual sea el tipo de evento virtual elegido, es importante que se ensaye. Un orador experimentado puede dominar el ámbito presencial, pero lo online requiere de atenciones extras.

Se debe hacer pruebas para perfeccionar discursos, maneras de decir y posibles modos de sortear inconvenientes. El objetivo es que todo salga a la perfección el día del evento virtual.

También es fundamental incorporar timmings y estar al tanto de los inserts, vídeos, actividades de teambuilding y recursos que se irán intercalando durante el evento.

Por último, es imprescindible que los oradores tengan un punto de contacto vía móvil mientras realizan el evento para poder comunicarse y ser conducidos. De surgir algún problema, esto será un respaldo y se podrá mantener el control del evento desde la organización.

Pre-grabación del evento

Uno de los problemas con los eventos grabados es que el público se da cuenta y por ende, es más fácil que se pierda el interés.

Para llevar el evento virtual a otro nivel es recomendable que las grabaciones sólo se utilicen en caso de problemas técnicos. Deben ser un backup y no la opción principal.

Si no se tienen los recursos para gestionar la totalidad del evento en vivo, pueden utilizarse partes grabadas, pero siempre debe haber un componente en vivo que le de el toque de presencialidad.

Organizadores como apoyo

Como hemos visto, la transición a los eventos virtuales ha requerido que muchos organizadores cambien su forma de trabajar y a la vez sean apoyo de otros.

En el caso de los oradores, su trabajo es entregar la mayor parte del contenido del evento, por lo que es crucial que estén bien preparados y se sientan cómodos.

Esto se logra con tecnología, práctica y sobre todo con el apoyo adecuado de parte de la empresa que los contrata y el profesional que organiza el evento.

Estos cada día deben estar más preparados en el ámbito digital, que parece haber llegado para quedarse por sus infinitas posibilidades, más allá de las circunstancias epidemiológicas.


En Catevering hemos ideado una nueva manera de llevar la Navidad a casa de tus empleados. Mira nuestras propuestas a continuación o pídenos un prespuesto personalizado. ¡Sólo tienes que elegir, nosotros nos encargamos del resto!