La última década trajo una avalancha de cambios en los recursos humanos. El auge de la inteligencia artificial, cambios en las tendencias de bienestar, evolución en el concepto de beneficios para empleados… Y lo más reciente: una pandemia global que ha alterado la realidad de millones y redefinido dónde y cómo se trabaja.

Eso plantea la pregunta de ¿qué tendencias de recursos humanos se posicionarán en este 2021?

La gran enseñanza y punto de partida para la respuesta es que las empresas que no se han transformado, han quedado atrás. Y esto refiere a la transformación digital, pero también va más allá de la tecnología, abordando a las personas.

Diseño de Recursos Humanos

Distintos expertos en el área hablan del diseño como una nueva tendencia de Recursos Humanos que será fundamental en los próximos años.

Tendencias de recursos humanos 2021

¿Diseño en qué sentido? En el trazado de la organización a futuro a base de la remodelación de trabajos, prácticas, capacidades requeridas y nuevos perfiles de competencias.

En esto entran muchos de los problemas que han surgido en el último año respecto a gerentes que no están preparados para liderar el cambio o empleados fatigados ante los nuevos escenarios que se les presentan.

Los Recursos Humanos deben apoyar en la transición a los trabajadores actuales y elaborar nuevos patrones de contratación y de trabajo de cara al futuro.

Capacidad de reacción

Otro de los principales problemas en 2020 ha sido la la incapacidad de las organizaciones para reaccionar rápidamente ante las condiciones cambiantes. Procesos rígidos, equipos abrumados y un diseño de trabajo previo ya desalineado han sido los factores que contribuyeron a esta fricción.

Para lidiar con esto y crear una fuerza laboral receptiva, las empresas deben aclarar los límites del equipo, asegurarse de que el diseño del trabajo se ajuste a la forma en que el trabajo se desarrolla actualmente y dar flexibilidad a todos los procesos.

Los puntos más abordados en este sentido han sido invertir en herramientas de colaboración y redefinir las expectativas de horarios y reuniones son algunos, pero no deben olvidarse aspectos como la capacitación en liderazgo y el acceso a la tecnología adecuada para apoyar el trabajo.

Recursos Humanos para adentro y para afuera

Otra tendencia que los expertos destacan es que los Recursos Humanos pasarán a tener impacto tanto dentro como fuera de la empresa. El ‘hacia afuera’ tiene que ver con la creación de valor no solo para los empleados, sino para clientes, inversores, comunidades por fuera de la organización.

A partir de ahora, las acciones de Recursos Humanos deben ser vistas desde esta perspectiva, abarcando todos sus ángulos y procurando que tengan una proyección exterior, sobre todo en tres aspectos fundamentales, según el sitio especializado Selecthub.

  • Talento: Los esfuerzos relacionados con el talento deben evolucionar para ser vistos de afuera hacia adentro. Por lo que las competencias adecuadas serán aquellas que brinden valor al cliente y al inversionista, vinculando la experiencia del empleado con la experiencia del cliente.
  • Organización: Las capacidades de una organización tienen cuatro veces el impacto en los resultados comerciales que la competencia de las personas de manera individual. Quienes trabajen bien como equipo serán más eficientes.
  • Liderazgo: Los empleados suelen imitar lo que hacen sus líderes y las capacidades de la organización a menudo reflejan la personalidad de los líderes. En un mundo incierto como el actual, es más importante que nunca garantizar que exista el liderazgo adecuado para crear valor para clientes e inversores.

Equipar a los trabajadores y no buscar talentos

La nueva frontera de la guerra de talentos se centra en empoderar a los empleados con las herramientas que necesitan para adquirir las habilidades que hacen falta, en lugar de simplemente atraer a los mejores talentos de fuera de la organización para cubrir las vacantes.

La guerra por el talento ha sido un sello distintivo de los últimos años entre las empresas. Pero el año pasado esa tendencia, como muchas otras, se vio redefinida por el COVID-19.

Un informe de KPMG al respecto arrojó que los directores ven el talento como la principal amenaza para el crecimiento debido a la pandemia. Ya que las empresas que se enfoquen en ello y no en desarrollar habilidades y competencias críticas en sus empleados serán las más afectadas en este 2021.

Un informe similar de Deloitte agrega el respeto que más del 50%de los empleados necesitarán cambiar sus habilidades en los próximos tres años, por lo que la adaptabilidad como competencia pasará a ser fundamental al seleccionar personal.

¿Qué opinas al respecto? ¿Trabajas en el área de Recursos Humanos? Déjanos tu opinión al respecto en nuestra área de comentarios y suscríbete a nuestra newsletter aquí debajo para recibir más información.